Cursos Septiembre


Articulos


2016 ¿Otro mal año para las Bolsas?


Al cierre de 2015 hay un hecho indiscutible, el año que terminó fue uno de los años con más decepcionante desempeño de las bolsas, desde 2008, el año de la crisis bancaria.

En los EEUU, tanto el Dow Jones como el S&P 500 tuvieron leves pérdidas en sus respectivos índices, manteniéndose fundamentalmente planos…lo cual es decepcionante para un mercado bursátil.

En México, la BMV replicó el fenómeno, con un caída acumulada de 0.39% en el año. El IPC se ubicó al cierre del año en 42,977.50, … muy lejos de las expectativas de los diversos analistas que a principios de 2015 lo situaban entre 45,000 y 53,000 unidades. El inicio de 2016 fue el peor para la BMV, en lo que va del siglo. La bolsa mexicana fue arrastrada en su caída por los acontecimiento en China.

¿Será 2016 otro año decepcionante para los mercados bursátiles norteamericanos?

Aparte de China, hay varios factores a considerar, como los precios del petróleo y la fortaleza del dólar, así como el ritmo al cual la FED eleve las tasa de de interés.

La caída de los precios del petróleo afecta no sólo a países exportadores como México, sino a muchas compañías norteamericanas cuyo peso en los índices bursátiles es fuerte. De hecho, el S&P 500 está fuertemente influido por lo que acontezca en los mercados de energía. Mientras dicho mercado no se recupere, no habrá repunte de dicho índice.

La fortaleza del dólar, por su parte, beneficia a las compañías que exportan a EEUU, pero debilita a aquellas compañías norteamericanas cuyos ingresos en libras, euros, yenes o pesos, son cada vez menores al convertirlos en dólares y reflejarse en pobres resultados reportados a las bolsas.

En contraste, las señales de alarma bursátil y cambiaría podrían llevar a la FED a una política de alza de tasas moderada, destinada a evitar una mayor desaceleración económica, lo cual podría repercutir positivamente en los índices bursátil.

Finalmente, muchos analistas consideran que los índices han alcanzado los niveles más bajos que deberían, o que los alcanzarán en las primeras semanas o meses de 2016, para recuperarse en la segunda mitad del año.

En otras palabras, aunque algunas voces autorizadas, como Jeremy Siegel, estiman que el Dow Jones podría recuperarse hasta en un un 10% este año, podría ponerse peor, antes que veamos un repunte de las bolsas.

Elaborado por Gerardo Herrera, Director de Comunicación de Riskmathics FI


Instagram